Archivo de la categoría: Historia Contemporánea

Spirit, el corcel indomable, los Lakota y la construcción del ferrocarril

Ficha técnica:

Título: Spirit: Stallion of the Cimarron (Spirit, el corcel indomable)
Año: 2002
Producción: Mireille Soria, Jeffrey Katzenberg, Dreamworks Animation
Dirección: Kelly Asbury, Lorna Cook,
Guionista: John Fusco
Duración: 83 min
Distribuidor en España:  Dreamworks Animation

Spirit es una película donde un caballo homónimo vive una serie de aventuras para poder regresar a su hogar y ser libre; durante las cuales conoce a diferentes humanos, nativos americanos y miembros del ejército.

En un primer momento es capturado por el ejército de Estados Unidos, cuyas siglas US podemos ver en el lomo de sus caballos. Durante este episodio nos encontramos en un fuerte en medio del desierto del oeste, en el que podemos ver algunos elementos históricos como los uniformes de los soldados o la bandera.

Sin embargo, cuando Spirit logra escapar, acaba capturado por los Lakotas, con los que vive una temporada antes de ser apresado de nuevo por los soldados. Los Lakotas o Lakhotas son un pueblo de los márgenes norte del río Misouri, ocupando hoy en día los estados de Minnesota, Dakota del Norte, Dakota del Sur, Nebraska y Wyoming. Por algunos de estos estados es por donde discurría la línea norte del ferrocarril, tal y como veremos más adelante.

Este pueblo formaba parte de los Sioux o Gran Nación Sioux, cuyo nombre tradicional venía a significar algo similar a “el Consejo de los Siete Fuegos”; considerando cada fuego como la representación de cada uno de los pueblos. Lingüísticamente se distinguía a los Lakota, los Dakota del este y los Dakota del Oeste. Sin embargo, existe mucha discusión y confusión en la clasificación de estos pueblos que conformaban los Sioux, por lo que a veces podemos encontrarnos con otras denominaciones, como la de Nakota para referirse a los Dakota del oeste.

En la película los representan como un pueblo que conoce la domesticación de los caballos y otros animales, lo cual sería correcto, así como su nomadismo, con chozas tipo tipi fácilmente transportables y de carácter temporal.  Además este tipo de cabañas se corresponden con la realidad, tal y como se puede comprobar gracias a fotografías y pinturas de la época, así como la vestimenta, de pieles animales y con decoraciones de plumas, aunque algo más sencilla en el film.

En un momento, el ejército irrumpe en el poblado y aunque no se puede observar una masacre, quizás por tratarse de una película de animación infantil, sí que podría ser una referencia a la ocurrida contra este pueblo en diciembre de 1890, conocida como la Masacre de Wounded Knee.

1
Nativos tras la masacre antes mencionada. Fuente: Wikipedia

Como antes adelantábamos, Spirit es nuevamente capturado por los soldados y obligado a trabajar como caballo de carga en la construcción del ferrocarril, concretamente en la línea de Northen Pacific , que tiene que llegar hasta Nebraska.  El Northem Pacific Railway (NP) era un ferrocarril transcontinental que operaba por el Norte de los Estados Unidos, desde Minnesota hasta el Pacífico, cuya construcción comenzó en 1864 y finalizó en 1970. Durante su construcción hubo diferentes retrasos provocados por la financiación y las dificultades geográficas, pero también por los ataques de diferentes tribus nativas como los Sioux, Cheyenne, Arapaho y Kiowa (Dakota del Norte y Minnesota), por lo  que, tal y como vemos en el film; deben recibir la ayuda y protección del ejército.  Aunque en la película mencionan que la línea debe llegar hasta Nebraska, eso no sería lógico, pues el itinerario real discurre mucho más al Norte.

2
Trazado en 1900. Fuente: Wikipedia

En resumen, a pesar de tratarse de una película infantil y sin fines didácticos o históricos, se puede deducir un contexto temporal concreto, y puede servir como recurso inicial para conocer un poco acerca de la historia de Estados Unidos y sus pobladores nativos.


Imagen de portada: Spirit, Yoriko Ito

Anuncios

El supervillano que provocó la Segunda Guerra Mundial

La Segunda Guerra Mundial fue un momento de suma importancia para la joven industria del comic-book. Será durante este período cuando este tipo de publicaciones se consoliden y conviertan en un medio de masas, con tiradas de cientos de miles e incluso, en algunas ocasiones, más de un millón de ejemplares.

Asimismo, el comic book tuvo un importante papel durante el conflicto como arma ideológica, utilizándose tanto como soporte para los mensajes propagandísticos del gobierno estadounidense, como para la difusión de la mentalidad de la situación de “Guerra Total” en la que Estados Unidos se había sumergido.

No obstante, a pesar de que los contenidos propagandísticos comenzaron a poblar los comic books bastante antes de la entrada de los Estados Unidos en la contienda —debido principalmente a la posición intervencionista defendida por la mayor parte de dibujantes, guionistas y editores a causa de su origen judío—, la guerra en Europa también hizo presencia como mero escenario donde la aventura estaba asegurada.

De este modo, en los números 22 y 23 de Action Comics, publicados en enero y febrero de 1940, Clark Kent y Lois Lane son enviados como corresponsales de guerra a Europa, donde Toran ha invadido de forma inesperada a la vecina Galonia. Si bien los autores optaron por emplear países ficticios, caben pocas dudas de que estos aluden a Alemania y Polonia respectivamente. Esta es la primera ocasión en la que se hace referencia al conflicto europeo en las aventuras del kryptoniano y, a diferencia de historietas posteriores con un marcado carácter propagandístico, no existe una identificación demonizadora de Alemania/Toran. Por el contrario, nos encontramos una visión bastante conciliadora, en la que se nos muestran dos países que no parecen querer continuar la guerra. A pesar de ello, diversos complots como el intento de torpedear el transatlántico neutral Calcutta —una clara referencia al hundimiento del RMS Lusitania durante la Primera Guerra Mundial— o el asesinato de oficiales de Toran que se dirigían a una negociación paz con el gobierno galonio, hacen que el conflicto se antoje irresoluble.

Tratando de buscar el modo de frenar la lucha armada y promover una solución diplomática del conflicto, Superman comenzará a indagar quién es el cerebro tras los atentados hasta llegar a un misterioso individuo llamado Luthor. Este  genio malvado buscaba, desde su base flotante en la estratosfera terrestre, provocar una guerra global que cause el debilitamiento general de los gobiernos, permitiéndole llevar a cabo sus planes de dominación mundial.luth3

Este maquiavélico personaje no es otra cosa que el primer esbozo del que terminaría por convertirse en el mayor adversario del Hombre de Acero, Lex Luthor, el cual lejos de asemejarse a sus representaciones posteriores, perfectamente calvo y vestido de forma ostentosa, aparece como un individuo pelirrojo vestido una toga roja.

Como no podía ser de otro modo, Superman frustrará los planes del villano en un enfrentamiento que resultará en la destrucción de la base flotante de Luthor y la aparente muerte de este. Tras la caída de la aeronave, Clark Kent explica la situación a los representantes de Toran y Galonia que, al comprender las manipulaciones de Luthor, terminarán por declarar la paz y firmar el armisticio.

Obviamente, esta aventura nos muestra una concepción pueril de la situación real que se estaba viviendo en Europa, en la que sin embargo subyace la profunda mentalidad pacifista —un pacifismo fuertemente ligado al antiintervencionismo, cabe señalar— del pueblo estadounidense. Un pueblo que había visto como la situación en Europa se caldeaba con el alzamiento de los fascismos y que confiaba en las tensiones fuesen pasajeras, pudiendo resolverse por la vía diplomática, sin llegar a establecerse un conflicto a escala mundial como ya había pasado 30 años antes.

En cuanto a Luthor, como cabía esperar, no fallece en esta aventura y poco después volverá a aparecer —en esta ocasión en el número 4 de Superman— donde nuevamente utilizará su intelecto genial para enfrentarse con el kryptoniano en un conflicto creciente que terminará por convertirlos en archienemigos. Aún con todo, no deja de ser curioso que el mayor villano del Hombre de Acero sea nada más y nada menos que el hombre que, al menos en la ficción, es responsable de provocar la Segunda Guerra Mundial.

Enlaces de interés

 


[Imágenes extraidas de Action Comics nº22 y nº23]

Una vez en Diciembre

Hace apenas dos semanas se han cumplido 20 años del estreno de la película de animación Anastasia. En esta película se representa la caída de la familia real de los Romanov por obra de Rasputín, así como la huida de Anastasia y de su abuela, su separación y su posterior reencuentro.

En la huida del ataque al palacio Anastasia y su abuela se separan del resto de la familia y consiguen llegar a la estación para ponerse a salvo. Sin embargo Anastasia no logra subir al tren, y caída pierde la memoria al golpearse la cabeza, por lo que olvida quién es. Años más tarde, la joven conoce a unos antiguos trabajadores de palacio que la engañan para conseguir la recompensa que ofrece la emperatriz viuda por recuperar a su familia. A su vez, deberán enfrentarse con Rasputín, el cual ha regresado de entre los muertos para culminar su venganza contra la familia imperial. Sin embargo la realidad fue completamente diferente.

Con motivo de este vigésimo aniversario analizaremos en el artículo Anastasia de la ficción a la realidad, cómo se tratan diversos aspectos que se pueden ver en el film, desde la caída de los Romanov y Rasputín, al posterior régimen, el vestuario y los escenarios, así como otras curiosidades.

Anastasia, de la ficción a la realidad

En la cabeza resuenan balas: trastorno por estrés postraumático y heavy metal

La guerra es un tema con presencia habitual en el mundo del audiovisual: batallas, actos heroicos individuales o colectivos, resistencia en las retaguardias, relaciones personales de todo tipo de aquellos que se encuentran inmersos en el contexto bélico… Es menos corriente, sin embargo, que se reflejen las consecuencias psicológicas derivadas de todo ello, entre las que destaca la aparición del Trastorno por Estrés Postraumático (TEPT), afección psicológica caracterizada por la evocación reiterada del acontecimiento traumático, la reducción del nivel de respuesta a estímulos y el aumento del estado de vigilia. El TEPT empezó a ser descrito a finales del siglo XIX y se generalizó durante las dos guerras mundiales (en la Primera comenzó a ser conocido como “shell shock”), aunque solo fue definido por completo tras la Guerra de Vietnam. Y desde entonces nos podemos encontrar con referencias, por ejemplo, en el mundo de la música y, concretamente, en el heavy metal. Es el caso, por ejemplo, de tres canciones a las que aquí nos referiremos: To Hell and Back de Sabaton, Shell Shock de Manowar y War inside my head (dentro del tema Six degrees of inner turbulence) de Dream Theater.

original-825x510

En To Hell and Back se nos presenta la historia de Audie Murphy, el soldado más condecorado de la II Guerra Mundial, cuya enorme popularidad facilitó que su historia de lucha contra la entonces llamada neurosis bélica llegara al gran público, tras escribir sus memorias y protagonizar una película sobre ellas. La canción de Sabaton, más que hacer un relato biográfico, se centra en las sensaciones de Murphy con respecto a la batalla de Anzio, durante la invasión aliada de Italia, que debido al TEPT revive constantemente en su cabeza, resonando aun en su cabeza los cañones, incluso en sus sueños, así como el recuerdo de sus compañeros caídos.

Sin embargo, como decíamos, cuando el TEPT comenzó a ser realmente conocido fue tras la Guerra de Vietnam, al haber sido diagnosticados alrededor de 70.000 soldados. Y a ese conflicto se refieren tanto War inside my head como Shell Shock. La primera de estas canciones es más genérica, pero podemos deducir que se refiere a Vietnam por las referencias al uso del napalm, lo que también se menciona en la segunda, en la que también señala que el soldado al que se le da voz estaba destinado en Saigón -capital survietnamita-. En ambas composiciones se hace referencia a las secuelas psicológicas de la guerra, como la constante sensación de revivirlo todo una vez de vuelta en casa, la de no encontrarse en casa sino todavía en el frente de combate, escuchando los gritos, los disparos o incluso los paisajes en los que todo ello tenía lugar.

Pero aunque el tema principal de la música a la que nos referimos sea el TEPT, es imposible desligarlo de los sucesos históricos en los que se enmarca. Y no solo nos podemos referir a los sucesos propiamente bélicos (como la batalla de Anzio o la Guerra de Vietnam), sino también a otros elementos: las condecoraciones militares (como ya se ha dicho, las acciones de Audie Murphy lo convirtieron en el veterano más condecorado. Entre las distinciones que le otorgaron estaban varios Corazones Púrpuras, que en Shell Shock el soldado al que se le da voz también dice tener, como prueba de su valor), el convulso clima social que rodeaba al conflicto vietnamita (en la composición de Manowar se muestra el rechazo hacia aquellos grandes hombres de negocios que no eran alistados), etc.

Así, comprobamos que el mundo de la música en general, y el heavy metal en particular, no solo trata en muchas ocasiones temas históricos, sino que incluso nos permite adentrarnos en las sensaciones más íntimas de aquellos que los protagonizaron. En este caso en concreto, nos acerca a un síndrome muy habitual en el ámbito militar, y que posiblemente -pese a ser definido hace poco tiempo- ha afectado a soldados de todas las épocas del pasado, lo que es una muestra más de que no hay Historia que no se pueda reflejar en el mundo audiovisual.

Enlaces a las canciones:

Sabaton. To Hell and Back:

Manowar. Shell Shock: https://www.youtube.com/watch?v=GaK_IGrWtmM

Dream TheaterWar inside my Head (en Six Degrees of Inner Turbulence): https://www.youtube.com/watch?v=nDWcAqL41t0

True Survivor y la nostalgia ochentera

Hoy volvemos a los ochenta de la mano de True Survivor, canción que surgió por el corto Kung Fury, dirigido por David Sandberg y protagonizado por el mismo, en el que vemos las aventuras de un policía de Miami. Aquí nos encontraremos a figuras notorias de los ochenta, como David Hasselhoff y muchas más referencias de esta década, tanto de cine como por ejemplo, la estética de una de las bandas de The Warriors, los videojuegos a través de la imitación del movimiento scroll propio del Street Fighter y la tecnología con el Power Glove de la NES.

True survivor y la nostalgia ochentera

 


[Imagen de la cabecera extraída de: captura propia del videoclip]

Curiosidades históricas en Wonder Woman

Hace poco se estrenó la última película de acción real de Wonder Woman (2017), en la cual la heroína nos relata sus orígenes y su participación en la Primera Guerra Mundial. En esta reseña contaremos algunas curiosidades históricas que se pueden encontrar en el film.

Wonder Woman

Gangster Squad: policías y mafiosos con poca Historia

Ficha técnica:
Título: Gangster Squad: brigada de élite
Año: 2013
País: Estados Unidos
Director: Ruben Fleischer
Reparto: Sean Penn, Josh Brolin, Ryan Gosling, Emma Stone, Nick Nolte…
gs real

La temática de la mafia y la lucha policial contra ésta ha sido bastante explotada en el cine, y en muchas ocasiones basándose en hechos y personajes históricos. Algo así era la idea para Gangster Squad: brigada de élite, película estadounidense que aborda  esa temática. Sin embargo, como veremos a continuación, la Historia apenas es una excusa para el desarrollo de la trama.

La acción se sitúa en el año 1949, momento en el que en la ciudad de Los Ángeles desarrolla su actividad delictiva el mafioso judío Mickey Cohen, que abarcaba actividades como las apuestas, el narcotráfico o el proxenetismo. Para combatirlo, el jefe de policía forma un grupo de élite -el Gangster Squad- reclutando a agentes no corruptos, entre los que destaca John O’Mara. Este grupo se encargará de combatir a Cohen de un modo paralegal, atacando sus negocios, hasta conseguir que acabe entre rejas. Si solo atendemos a esta breve sinopsis, el director Ruben Flesicher habría respetado muy bien la Historia, pero si nos ponemos a analizar el film con detenimiento, vemos que no es así: la figura de Mickey Cohen es real, y efectivamente fue uno de los mafiosos más destacados de la época, siendo conocido por su carácter y modos extremadamente violentos. Sin embargo, pese a que en la película se muestra que fue detenido por asesinato en 1949 tras una espectacular actuación de la Gangster Squad, en realidad su detención, juicio y encarcelamiento -en Alcatraz- no se produjo hasta 1951, y fue por evasión de impuestos. También fue real el Gangster Squad (oficialmente, la Organized Crime Intelligence Division del LAPD), aunque con notables diferencias con respecto a lo que podemos ver en el largometraje, empezando por el año de su creación, que no fue 1949 sino 1946. Tampoco es correcto que el impulsor fuera el jefe William “Bill” Parker (uno de los policías más polémicos y reconocidos durante décadas en los EE.UU.), puesto que éste accedió al cargo en 1950, si bien fue el que amplió el mayor medida sus recursos, como antes habían hecho -aunque fuera en menor medida- sus antecesores W. Worton y el creador de la brigada, C. Horrall. Tampoco tienen un reflejo fiel las acciones de la brigada, no tanto en su modo de actuación como en los hechos concretos relatados. Sí son reales los nombres de los miembros más destacados de la Gangster Squad, entre los que cabe destacar al principal protagonista, el sargento John O’Mara. No obstante, la trayectoria de alguno de ellos es muy distinta (de hecho, ninguno llega a fallecer en el contexto de la guerra contra la mafia, a diferencia de lo que se ve en la película).

También podemos reseñar otros detalles que, no por ser irrelevantes en la trama dejan de ser interesantes a la hora de un análisis histórico: además de la vestimenta o los automóviles, que concuerdan con la época, hay un elemento que no parece muy correcto -pero tampoco se puede afirmar categóricamente- como es el célebre cartel de Hollywood. La razón por la que se puede dudar de su corrección es que en él se puede leer “Hollywoodland”, en su forma original de 1923, lo que a principios de 1949 sería correcto, pero no en los siguientes meses, ya que ese año es cuando se reforma y se elimina el “land”. El hecho de que luzca limpio y lustroso -en vez de lo destrozado que estaba antes del arreglo- hace pensar que es un error representarlo así.

Por todo ello, podemos concluir que Gangster Squad: brigada de élite dista mucho de ser una película de la que se puedan extraer muchos datos históricamente verídicos, si bien verla puede ser una excusa parea acercarse a esta temática.